Última actualización: 10/08/2021

El cannabidiol, o por sus siglas CBD, se obtiene de forma natural de la planta del cáñamo. Si bien, recientemente se ha podido sintetizar artificialmente (1). Lo que, sin lugar a dudas, permitirá un mayor número de estudios científicos sobre sus efectos terapéuticos.

Actualmente, a falta de más ensayos sobre sus beneficios curativos en enfermedades graves, hablaremos sobre los buenos resultados que se obtienen. Estos beneficios de su consumo se ven en situaciones de ansiedad, inflamación e insomnio. Y por supuesto, de los prometedores avances de su uso en enfermedades neurológicas.




Lo más importante

  • Conviene enfatizar que el consumo de CBD no parece ofrecer ningún riesgo para la salud en personas sanas. Es más, la Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos ya ha aprobado el primer medicamento que contiene CBD.
  • No produce cambios en la personalidad, por consiguiente no es una sustancia psicotrópica o psicoactiva. Y tampoco existe una relación de dependencia vinculada al uso del cannabidiol (2).
  • Los estudios realizados hasta ahora confirman sus múltiples beneficios curativos, en un amplio abanico de dolencias y enfermedades. El CBD tiene efectos ansiolíticos, antiinflamatorios, relajantes y terapéuticos.

8 tips imprescindibles sobre los posibles usos del CBD

El CBD, aunque provenga de la flor del cannabis, es un compuesto no psicoactivo. A día de hoy, sigue siendo estudiado, ya que se desconoce la totalidad de su potencial. Por este motivo, no todos los países aprueban aún su venta y consumo. No obstante, sí se saben ciertos beneficios del CBD y aquí te los enseñaremos.

El CBD y su acción como relajante muscular

Hasta ahora, los estudios realizados sobre el CBD no confirman explícitamente su empleo como relajante muscular. La mayoría de estos estudios están basados en los espasmos musculares que producen algunas enfermedades. Donde sí se ha comprobado que su uso terapéutico disminuye la espasticidad, con un efecto analgésico (3).

chica con fruta en mano

El tratamiento de las adicciones al tabaco, a opioides, a la cocaína y a otros psicoestimulantes podría ser otra aplicación del CBD. (Fuente: Drobot: 120353662/ 123rf)

Puedes utilizar el CBD como ansiolítico

El CBD afecta al flujo sanguíneo cerebral, provocando los efectos asociados a conocidos ansiolíticos como el diazepam, las sertralinas, entre otros. Además, aumenta la duración del sueño (4), y puede ser un sustituto natural a estos medicamentos. Siempre, por supuesto, teniendo en cuenta las prescripciones médicas.

Descubre las propiedades antiinflamatorias del CBD

La capacidad antiinflamatoria del CBD es una de sus cualidades más estudiadas y verificadas. Hemos resumido el modo de acción del CBD para una mejor comprensión en el diagrama de abajo.

Al parecer, el CBD funciona como antagonista de los receptores del dolor. De manera que al ocupar el lugar del agonista o molécula activadora de los receptores de la célula neurotransmisora. Impide que los neurotransmisores del dolor se posicionen correctamente, bloqueando la transmisión del estímulo doloroso.

De tal forma, se controla la inflamación, así como el dolor que esta produce (5).

Cuenta con otros usos terapéuticos aún en estudio

En la actualidad, hay un gran número de estudios sobre los beneficios médicos del CBD en enfermedades graves neurológicas. Tales como el Alzheimer, la enfermedad de Huntington y la esclerosis múltiple. El CBD parece ser una atenuante de las consecuencias de la hipoxia que acompaña a las crisis convulsivas.

En todos los casos, los resultados invitan a pensar en el CBD como un futuro tratamiento (6). En cualquier caso, se requiere de más estudios que garanticen su aplicación en tratamientos que mejoren, o al menos ralenticen, el proceso neurodegenerativo.

El CBD es apto para utilizar en animales

Los animales mamíferos, al igual que los humanos, compartimos un sistema orgánico similar. Es por eso que todas las ventajas del CBD en humanos pueden trasladarse a ellos. Con las mismas precauciones que lo tomaríamos nosotros, podemos administrárselo a nuestras mascotas (7).

Sin embargo, se ha observado un posible aumento de la sed del animal. Por lo tanto, es necesario que le proporcionemos agua en abundancia.

aceite de cbd

La puerta a nuevos medicamentos con CBD como principal principio activo, está abierta. (Fuente: shannoncapjah: 132074375/ 123rf)

Posee efectos fisiológicos y psicológicos

En general, los efectos del consumo de CBD son mínimos y no revisten gravedad en personas con buena salud. Los usuarios refieren sequedad bucal, ligera debilidad o cansancio. No obstante, los estudios revelan que ni la frecuencia cardíaca, ni la presión arterial, o la temperatura corporal, se ven afectadas. Incluso en dosis altas, de hasta 1500 mg al día (7), la tolerancia es buena.

Es importante mencionar que si se está tomando algún tipo de medicación, las interacciones entre los fármacos pueden ser graves (8). Si este es su caso, pregunta siempre al médico.

Psicológicamente, la mayoría de los consumidores de CBD coinciden en que su uso proporciona un estado de ánimo relajado y de bienestar. Claro está, que estas sensaciones pueden ser subjetivas.

Primer medicamento aprobado con CBD como principio activo

La Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos ya ha aprobado el primer medicamento que contiene CBD puro al 99%. Su uso está prescrito para tratar las epilepsias más severas (9). Específicamente el síndrome de Dravet y el síndrome de Lennox-Gastaut.

¡Este medicamento va ganando terreno! Como ves, aunque aún está en estudio, no se descubren más que beneficios. No obstante, esto no quiere decir que no debamos estar alerta y consultar con un especialista antes de incorporarlo en nuestra vida.

aceite de cbd

Rico en vitamina E (antioxidante), vitaminas de los grupos B y C, así como Omega 3 en una proporción muy superior a la de otros aceites. (Fuente: Olga-Yastremska: 130011853/ 123rf)

Se encuentra en muchos formatos para su consumo

La manera más frecuente de encontrar el CBD es en aceite, dentro de un dosificador del tipo cuentagotas. Aunque también se vende en vaporizador, cápsulas o extractos. Actualmente, podemos comprar alimentos y bebidas que contienen CBD (10).

El CBD, gracias a sus extraordinarias propiedades antioxidantes y nutritivas, forma ya parte de los ingredientes de muchos productos de belleza. Como cremas hidratantes, bálsamos labiales, desmaquillantes, máscara de pestañas, aceites para el pelo, entre otros (11).

Conclusión

Nuestra investigación ha confirmado los numerosos posibles beneficios del CBD y la relativa irrelevancia, tanto de sus efectos secundarios como adversos. A excepción de la ya mencionada interacción con otros medicamentos.

Es cierto que no hay suficientes investigaciones, y los muestreos suelen ser pequeños. Aun así, existen ya beneficios probados, que nos dan margen para creer en su utilidad médica. De manera análoga, su adecuada tolerancia nos permitiría un consumo seguro.

Si te pareció de interés nuestro contenido, te invitamos a compartirlo en tus redes sociales y a dejarnos tus comentarios.

(Fuente de la imagen destacada: olegmalyshev: 86787601/ 123rf)

Referencias (11)

1. Luo X, Reiter MA, d’Espaux L, Wong J, Denby CM, Lechner A, et al. Complete biosynthesis of cannabinoids and their unnatural analogues in yeast. Nature. 2019; 567(7746):123–6.
Fuente

2. World Health Organization. CANNABIDIOL (CBD) Critical Review Report. 2018.
Fuente

3. Hardisson A, Expósito C, Rubio C, Pozuelo MR. Nuevas perspectivas terapéuticas de los compuestos cannabinólicos. Revista de toxicología. 2002; 19(2), 89-92.
Fuente

4. Crippa J, Zuardi A, Garrido G, et al. Efectos del cannabidiol (CBD) sobre el flujo sanguíneo cerebral regional. Neuropsychopharmacol. 2004; 29: 417–426
Fuente

5. Burstein S. Cannabidiol (CBD) and its analogs: a review of their effects on inflammation. Bioorganic & medicinal chemistry. 2015; 23(7), 1377-1385.
Fuente

6. Palencia F. Potencial terapéutico del efecto neuroprotector del cannabidiol en el tratamiento de enfermedades neurológicas. 2021.
Fuente

7. Iffland K, Grotenhermen F. An update on safety and side effects of cannabidiol: a review of clinical data and relevant animal studies. Cannabis and cannabinoid research. 2017; 2(1): 139-154.
Fuente

8. Brown JD, Winterstein AG. Potential adverse drug events and drug–drug interactions with medical and consumer cannabidiol (CBD) use. Journal of clinical medicine. 2019; 8(7): 989.
Fuente

9. Gómez CT, Lairion F, Repetto M, Ettchet M, Merelli A, Lazarowski A, Auzmendi, J. Cannabidiol (CBD) Alters the Functionality of Neutrophils (PMN). Implications in the Refractory Epilepsy Treatment. Pharmaceuticals. 2021; 14(3): 220.
Fuente

10. Paappanen R. A discussion of the factors affecting a potential market for CBD products in Finland. 2021.
Fuente

11. Geiwitz, J. THC in hemp foods and cosmetics: the appropriate risk assessment. 2001.
Fuente

¿Por qué puedes confiar en mí?

Artículo científico
Luo X, Reiter MA, d’Espaux L, Wong J, Denby CM, Lechner A, et al. Complete biosynthesis of cannabinoids and their unnatural analogues in yeast. Nature. 2019; 567(7746):123–6.
Ir a la fuente
Artículo científico
World Health Organization. CANNABIDIOL (CBD) Critical Review Report. 2018.
Ir a la fuente
Artículo científico
Hardisson A, Expósito C, Rubio C, Pozuelo MR. Nuevas perspectivas terapéuticas de los compuestos cannabinólicos. Revista de toxicología. 2002; 19(2), 89-92.
Ir a la fuente
Artículo científico
Crippa J, Zuardi A, Garrido G, et al. Efectos del cannabidiol (CBD) sobre el flujo sanguíneo cerebral regional. Neuropsychopharmacol. 2004; 29: 417–426
Ir a la fuente
Artículo científico
Burstein S. Cannabidiol (CBD) and its analogs: a review of their effects on inflammation. Bioorganic & medicinal chemistry. 2015; 23(7), 1377-1385.
Ir a la fuente
Artículo científico
Palencia F. Potencial terapéutico del efecto neuroprotector del cannabidiol en el tratamiento de enfermedades neurológicas. 2021.
Ir a la fuente
Artículo científico
Iffland K, Grotenhermen F. An update on safety and side effects of cannabidiol: a review of clinical data and relevant animal studies. Cannabis and cannabinoid research. 2017; 2(1): 139-154.
Ir a la fuente
Artículo científico
Brown JD, Winterstein AG. Potential adverse drug events and drug–drug interactions with medical and consumer cannabidiol (CBD) use. Journal of clinical medicine. 2019; 8(7): 989.
Ir a la fuente
Artículo científico
Gómez CT, Lairion F, Repetto M, Ettchet M, Merelli A, Lazarowski A, Auzmendi, J. Cannabidiol (CBD) Alters the Functionality of Neutrophils (PMN). Implications in the Refractory Epilepsy Treatment. Pharmaceuticals. 2021; 14(3): 220.
Ir a la fuente
Artículo científico
Paappanen R. A discussion of the factors affecting a potential market for CBD products in Finland. 2021.
Ir a la fuente
Artículo científico
Geiwitz, J. THC in hemp foods and cosmetics: the appropriate risk assessment. 2001.
Ir a la fuente
Evaluaciones